Más de 17 mil personas piden que se cancele serie animada del anticristo por «tomar a la ligera el infierno»

Tras conocerse que una serie en emisión asociada a Disney esté induciendo a los niños al ocultismo, el satanismo y que además esté presentando al anticristo como “algo normal”, más de 17 mil personas se han pronunciado en contra de la producción exigiendo que se retire de todas las plataformas.

“Pequeño Demonio” (Little Demon), la cual presenta la historia del nacimiento de una hija de satanás con una mujer hechicera y como éste regresa a los trece años para reclamar el alma de la chica enseñándole que las cosas que normalmente en el mundo se ven como un crimen o pecado son realmente naturales y que se puede excusarse fácilmente de ellas, enseñando a la población joven a deshacerse por completo de los valores morales.

“Disney está presentando a los espectadores, incluidos los niños que podrían tropezar con esta serie, un mundo de demonios, brujas y hechicería”, dice la petición hecha por el grupo en defensa de los niños y una buena crianza basada en los valores morales One Million Moms.

“Junto con el contenido demoníaco de esta serie, las mentes de los espectadores más jóvenes también se verán inundadas con visiones seculares del mundo que reflejan la cultura actual”, explicó el escrito.

“Entre otras travesuras, la comedia… muestra a Laura (la madre) desnuda sin pixelación. Se desnuda en el primer episodio para realizar un ritual, mientras que hay múltiples instancias de desnudez a lo largo de la serie”, agrega.

Según One Million Moms, este show hace ver como algo divertido el infierno a la vez de que se burla de él y “los peligros demoniacos”; el grupo explica que incluso los comerciales “son tan horribles que es difícil para las familias evitar el tema malvado”.

Asimismo, dicen que Disney está presentando la brujería como “una herramienta positiva para combatir el mal”, por lo que alegan que la serie representa un peligro para todos los que la ven y pidieron de inmediato cancelar ese programa.

Esta no es la primera producción que Disney lanza contraria a la fe, ya que todo pertenece a una agenda de los nuevos ejecutivos en donde prometieron impulsar e introducir forzadamente la cultura LGBT primeramente y con ésta todo lo que crean que es bueno aun cuando el público esté en contra.

Películas como “Lightyear” o “Doctor Strange: Multiverso de la Locura” son solo algunas de las más recientes producciones en las que Disney ha introducido el ocultismo, la hechicería y las relaciones gay como un punto positivo y bueno para la sociedad alegando inclusión, cuando se sabe que es todo lo contrario.

Dios rechaza completamente la incursión de las personas en la brujería, asimismo no le es agradable que dos personas del mismo sexo puedan tener una relación amorosa que es vista como “abominación”; lo que queda es estar hacer frente a las distintas maquinaciones del enemigo para destruir mucho más la cultura conservadora e implantar ideas contrarias a lo que el Señor ha determinado para su creación.