Impactan cinco cohetes una base con tropas de EU en Irak

0
109

Níngún grupo se ha adjudicado la utoría del ataque con cohetes a fuerzas de EU.
Cinco cohetes impactaron este domingo en una base aérea iraquí que alberga aviones estadounidenses y al menos dos alcanzaron instalaciones de subcontratistas.

Hasta el momento el reporte es de cinco personas heridas, entre las que había dos subcontratistas estadounidenses y tres soldados iraquíes.

¿Dónde dieron los cohetes?

Cazabombarderos F-16 están estacionados en la base de Balad, al norte de Bagdad, y varias compañías están presentes allí para el mantenimiento con empleados iraquíes y extranjeros.

De los cinco cohetes lanzados este domingo, dos de ellos impactaron contra un dormitorio y otro en el comedor de la empresa estadounidense en Sallyport, indicó una fuente de seguridad.

De momento, ningún grupo reivindicó la autoría del ataque, aunque las autoridades estadounidenses suelen acusar a las milicias proiraníes, aliadas del ejército iraquí, de organizar ataques contra sus tropas y diplomáticos.

Ataques contra estadounidenses en Irak

Tras la llegada a la Casa Blanca de Joe Biden en enero, una veintena de ataques, con misiles o bombas, se produjeron contra soldados o representantes diplomáticos estadounidenses presentes en Irak.

  • Ataques con dron

Apenas hace un par de días las fuerzas proiraníes subieron un peldaño en sus hostilidades contra las tropas estadounidenses o turcas presentes en Irak y el miércoles por la noche efectuaron un ataque con un dron, una práctica habitual en otros países de Oriente Medio.

Un dron, “cargado con TNT”, según las autoridades kurdas, impactó contra la base de la coalición antiyihadista liderada por Estados Unidos en el aeropuerto de Erbil, en el norte de Irak, mientras que un misil mató a un soldado turco a unos 50 kilómetros de esa zona.

“Un dron suicida es especialmente útil para este tipo de ataques, ya que permite evitar los cordones de artillería y las baterías de defensa aérea como las C-RAM“, sistemas que los estadounidenses instalaron para proteger a sus tropas tanto en Erbil como en Bagdad, explicó Hamdi Malik, del Washington Institute.

Las milicias proiraníes quieren acabar con cualquier otra presencia extranjera en Irak y los ataques con cohetes contra bases estadounidense resultan frecuentes.