Israel revela el hallazgo de fragmentos bíblicos de hace 2.000 años

0
113

En la llamada «Cueva de los horrores» en el desierto de Judea se han hallado fragmentos biblícos que nada tendrían que ver con los Rollos del Mar Muerto.

Israel ha dado a conocer, el descubrimiento de fragmentos bíblicos que datan de 1900 años en la llamada » Cueva de los Horrores » en el desierto de Judea. Las autoridades competentes han informado que estas piezas muy raras y pequeñas se insertarían entre los libros del Antiguo Testamento de Zacarías y Nahum, dos de los doce profetas hebreos menores.

Israel revela el hallazgo de fragmentos bíblicos de hace 2.000 años

Antes de proceder con todos los detalles sobre el descubrimiento, es necesario hacer una aclaración. En las últimas horas la noticia ha rebotado en numerosos periódicos. Sin embargo, se cometió un pequeño error en los títulos al definir el verdadero origen de estos fragmentos.

Muchos, de hecho, han relacionado el hallazgo con los rollos del Mar Muerto , es decir, más de 900 textos encontrados en una cantera cerca del sitio arqueológico de Qumrán , entre 1940 y 1950. Sin embargo, esta asociación es incorrecta. Los pergaminos encontrados en la Cueva de los Horrores no tienen nada que ver con los descubiertos en el siglo pasado .

La cantera en cuestión, donde estos nuevos fragmentos bíblicos fueron desenterrados recientemente, es un sitio descubierto recientemente. A pesar de que en el siglo XX, ya se tenía información sobre su existencia, no fue posible estudiarla hasta alrededor de 1960. A partir de ese momento, se desenterraron 40 esqueletos de personas que murieron de hambre durante los disturbios de Bar Kokhba (132-135). Es a partir de estos hallazgos que la cantera tomó el nombre de «Cueva de los Horrores».

Qué explican los fragmentos hallados

Los descubrimientos de ahora narrarían por lo visto, eventos destacados en la muy rica historia del pueblo judío. En el siglo II d.C., Simon Bar Kokheba se proclamó Mesías y lideró la última revuelta judía contra el Imperio Romano, el entonces líder hegemónico de toda la región. Así comenzó la tercera guerra judía por la independencia del Reino de Judea.

Sin embargo, los disturbios fueron reprimidos sangrientamente con una intervención masiva del gobierno imperial. Los romanos ganaron fácilmente en tres años y, según fuentes antiguas, mataron hasta 500.000 judíos , además de deportar a miles más a todas las provincias del Imperio. Y es precisamente a este breve choque histórico que los textos bíblicos encontrados podrían remontarse.

El aspecto sorprendente del hallazgo actual, que ha llevado a muchos a llamarlo » descubrimiento del año » en lo que respecta la investigación arqueológica en Israel, es que, por primera vez, en 60 años, transcripciones bíblicas se han encontrado después de un proceso de investigación precisa mediante un estudio científico de los datos disponibles.

Esto puede parecernos una práctica normal cuando se trata de cualquier descubrimiento arqueológico, pero desafortunadamente no siempre es así en Israel. A menudo, muchos fragmentos bíblicos encontrados como los que hemos llegado a conocer hoy , habían sido previamente robados o encontrados con métodos que de ninguna manera salvaguardaron el hallazgo.

Es precisamente por la presencia numerosa de ladrones y personas dispuestas a apoderarse de tantos bienes históricos como sea posible en los sitios abiertos, que el director de la Autoridad de Antigüedades de Israel (IAA), Israel Hasson , ha incitado al estado, con un comunicado: «Permitir a los investigadores trabajar con mayor seguridad y resguardar más cuidadosamente los sitios sometidos al estudio de la comunidad académica nacional y no nacional».