Compartelo con Todos!

“Por el momento no estamos presenciando la propagación incontenible” de este virus, declaró Tedros Adhanom Ghebreyesus, director general de la organización.

Tedros Adhanom Ghebreyesus, director general de la Organización Mundial de la Salud (OMS), ha declarado este lunes que ahora es demasiado temprano hablar de que la propagación del coronavirus en el mundo se convierta en una pandemia y el uso de esta palabra para calificar la situación actual “no se ajusta a los hechos“.

“Nuestra decisión sobre si [hay que] usar la palabra ‘pandemia’ para describir una epidemia se basa en una evaluación actual de la propagación geográfica del virus, la gravedad de la enfermedad que causa y el impacto que tiene en toda la sociedad”, ha afirmado durante una rueda de prensa.

“Por el momento no estamos presenciando la propagación incontenible global de este coronavirus y no estamos presenciando una enfermedad grave o muertes a gran escala”, reiteró, añadiendo que al mismo tiempo el covid-19 tiene “absolutamente” el potencial de una pandemia.

“Usar la palabra ‘pandemia’ no se ajusta a los hechos, pero ciertamente puede causar miedo. No vivimos en un mundo binario en blanco y negro”, destacó Tedros Adhanom Ghebreyesus.

En ese contexto, señaló que en la situación actual “debemos centrarnos en la contención [del coronavirus], mientras todos estamos haciendo lo posible para prepararnos para una posible pandemia”.

“El covid-19 es una amenaza común. Podemos enfrentarla juntos y solo podemos superarla juntos”, subrayó.

Hasta el momento, según los datos oficiales, el número total de víctimas mortales del brote del coronavirus alrededor del mundo ha ascendido a 2.625.

Este lunes 24 de febrero, los índices principales de Wall Street se desplomaron en medio de la incertidumbre por la epidemia del coronavirus a nivel mundial. El índice Dow Jones registró una caída de cerca de 1.000 puntos, un 2,66 %, y se situó en las 28.222 unidades a las 10:00 horas (local), al inicio de las transacciones en la Bolsa de Valores de Nueva York (EE.UU.). 

Además, la propagación del coronavirus ha impactado en el precio del petróleo, causando que el valor del crudo haya descendido un 4% y el barril de Brent registre un precio de 56 dólares.

No hay comentarios