Netanyahu respalda el asesinato de Soleimani por EE.UU. como «derecho a la autodefensa» y afirma que el general iraní planeaba más ataques

El primer ministro israelí regresó de Atenas antes de lo previsto por la tensa situación de seguridad.

El primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, defendió públicamente el asesinato del comandante iraní Qassem Soleimani por parte de Washington: «Así como Israel tiene el derecho de legítima defensa, EE.UU. tiene exactamente el mismo derecho», sostuvo. 

Tras la muerte de aquel alto mando de la república islámica, el líder del país judío tuvo que adelantar su regreso desde Atenas (Grecia) debido a las tensiones en materia de seguridad. 

«Qassem Soleimani es responsable de la muerte de ciudadanos estadounidenses y muchas otras personas inocentes. Estaba planeando más ataques de este tipo», argumentó Netanyahu. 

En otras palabras, el político socio de la Casa Blanca comentó que «el presidente Trump merece todo el crédito por actuar con rapidez, fuerza y decisión». A su vez, acotó: «Israel apoya a EE.UU. en su justa lucha por la paz, la seguridad y la defensa propia». 

Por su parte, desde el Pentágono sostienen que Soleimani fue el responsable de aprobar y coordinar ataques a la embajada norteamericana en Bagdad (Irak) a comienzos de la semana. 

Inestabilidad en Oriente Medio

Con ese marco de conflicto, el Ministerio de Relaciones Exteriores de Israel dispuso la alerta máxima para todas las embajadas y sedes diplomáticas hebreas desplegadas en el mundo, ante la posibilidad de una represalia iraní. Además, las Fuerzas de Defensa Israelí (FDI) dispusieron el cierre de la estación de esquí en las montañas del Monte Hermón, junto a Siria y El Líbano, que ya fue blanco de cohetes en el pasado. 

Desde Gaza (Palestina), el funcionario de Relaciones Exteriores de Hamas, Basem Naim, opinó que el ataque estadounidense «abre las puertas a todas las posibilidades, excepto a la estabilidad en la región».