Compartelo con Todos!

La Fuerza Aérea de Israel está realizando un ejercicio a gran escala de varios días que simula acciones de combate en múltiples frentes con la participación de aviones F-35 por primera vez.

El simulacro, que comenzó el domingo y termina hoy miércoles, involucra aviones de combate, helicópteros, aviones de carga, drones, unidades de defensa aérea y fuerzas de apoyo en tierra. Simula combates simultáneos en la Franja de Gaza, Siria y el Líbano.

Incluye escenarios que involucran a un enemigo armado con tecnología avanzada, como los sistemas de defensa de misiles S-300 y S-400 de Rusia; un frente doméstico bajo ataques masivos de misiles; y desafíos como pistas dañadas y centros de comunicaciones inhabilitados de la fuerza aérea.

El ejercicio se enfoca en la zona norte principalmente, y simula amenazas del grupo terrorista Hezbolá en el Líbano y las fuerzas iraníes en Siria.

Las fuerzas también practican bombardeos estratégicos mientras minimizaban el daño a personas inocentes en los alrededores.

“Estamos entrenando a una intensidad muy alta con un enemigo desafiante y pensante que posee tecnología más allá de lo que existe actualmente en el campo”, dijo un alto oficial de la fuerza aérea.

“Los nuevos F-35 proporcionan una mayor letalidad y capacidades de múltiples roles … No teníamos estas capacidades antes”, agregó.

La Fuerza Aérea de Israel ha obtenido del contratista de defensa Lockheed Martin, con sede en Estados Unidos, al menos 14 cazas F-35 de las 50 que se han ordenado. Las restantes serán entregadas en cuotas de dos y tres aviones en 2024.

A mediados de 2018, la FAI anunció que había utilizado el F-35 en combate, y especificó que fue la primera fuerza aérea del mundo en hacerlo.

El F-35 de quinta generación ha sido elogiado como un catalizador, no sólo por sus capacidades ofensivas y sigilosas, sino por su habilidad de conectar sus sistemas con otras aeronaves y formar una red de intercambio de información.

No hay comentarios