Compartelo con Todos!

El gabinete de seguridad del gobierno del primer ministro Benjamín Netanyahu se reunirá  para abordar el tema de la crisis con Rusia.

El encuentro extraordinario ocurrirá antes de la partida de Netanyahu hacia EE.UU. para otorgar un discurso en la Asamblea General de la ONU en Nueva York el próximo jueves.

Este lunes, tras el rechazo de Rusia a las argumentaciones que Israel le otorgó durante la semana para explicar el incidente, y del anuncio de Moscú de una próxima entrega de sistemas antiaéreos S-300 a Siria, Netanyahu sostuvo una conversación telefónica con Vladimir Putin.

De acuerdo a un vocero del Kremlin, Putin le aseguró que las acciones tomadas por la Fuerza Aérea de Israel fueron un factor principal en el incidente, y que la proporción del sistema militar a Siria es para la propia protección de las fuerzas rusas estacionadas en el país árabe.

Por su parte, Netanyahu reiteró a Putin que la única responsabilidad en el incidente recae tanto en Siria como en su aliado Irán, y que la transferencia de sistemas militares avanzados a las “manos irresponsables” del régimen de Bashar Al-Assad solamente incrementará los peligros en la región, de acuerdo a un comunicado de la Oficina del Primer Ministro.

El Ministerio de Defensa de Rusia ha argumentado que Israel es el responsable de lo que llama una “negligencia criminal” que culminó en el derribo de la aeronave, señalando que los aviones israelíes usaron como protección ante el fuego antiaéreo sirio al Il-20.

Por el contrario, la posición de Israel ofrecida por las FDI a Moscú determina que el único responsable del incidente es el régimen de Damasco por el mal manejo del sistema defensivo antiaéreo S-200, y rechaza categóricamente las acusaciones rusas.

No hay comentarios