Compartelo con Todos!

Decidido, tranquilo pero firme. Donlad Trump pronunció sus primeras palabras como el 45º presidente de los Estados Unidos y pasó por los tópicos de campaña, pero sin la agresividad que lo caracterizó durante la carrera hacia la Casa Blanca. Ante alrededor de un millón de personas, el magnate se refirió a los inmigrantes, a la creación de puestos laborales, a Michelle y Barack Obama y, muchas veces, a Dios.

“Mi juramento es un juramento de fidelidad para todos los estadounidenses”, fueron las palabras de Trump durante el juramento.





Luego, dio su primer discurso como presidente de los Estados Unidos de América.

Los inmigrantes

– Hemos defendido a otros países mientras nos negamos a defender nuestras fronteras.

– A partir de este día va a ser sólo primero Estados Unidos. Cada decisión sobre comercio, impuestos e inmigración, asuntos extranjeros, se tomará para beneficiar a los trabajadores estadounidenses, para defender a nuestras fronteras.

ISIS y el terrorismo

– Vamos a reforzar todas las alianzas contra el terrorismo radical islámico. Lo vamos a erradicar completamente: de la faz de la tierra.

Los puestos laborales y la industria

– Vamos a seguir dos reglas simples: compren estadounidense y contraten estadounidenses.

– Hemos gastado millones en el exterior, mientras la infraestructura estadounidense ha caído. Una a una, las fábricas han cerrado, sin pensar en los millones de estadounidenses. La riqueza de la clase media se ha salido de nuestros hogares. Pero ese es el pasado. Y ahora estamos viendo hacia el futuro.

Juntos vamos a hacer que que Estados Unidos sea un país grande otra vez.

Donald Trump

– Hay problemas en nuestras fábricas, y esos son problemas de nuestra nación.

Cinco escándalos de Donald Trump que marcaron su camino a la presidencia

– Lucharé con ustedes con todas mis fuerzas. Traeremos de vuelta los empleos, nuestras fronteras, nuestra riqueza y recuperaremos nuestros sueños. Construiremos autopistas, puentes, túneles y líneas férreas por toda nuestra hermosa nación. Vamos a sacar a nuestra gente de los sistemas de beneficencia para que tengan empleos: que construyan los caminos, todo con las manos estadounidenses.




Donald Trump, luego del discurso, con su esposa Melania y sus hijos | EFE
La sociedad estadounidense

– Las pandillas y las drogas nos han robado muchos días en nuestro país. Esta carnicería humana se detiene aquí mismo y ahora mismo.

– Somos una nación. Y su dolor es nuestro dolor. Sus sueños son nuestros sueños.Y sus éxitos, serán nuestros éxitos. Compartimos un corazón, un lugar, y un destino.

– Nos reunimos aquí hoy, emitiendo un nuevo decreto, que se ocupe en cada ciudad, en cada capital extranjera: a partir de este día una nueva visión va a gobernar a nuestra patria, a partir de este día va a ser sólo primero Estados Unidos.

– No buscamos imponer nuestro modo de vida a nadie, pero que brille como un ejemplo: vamos a brillar para que todos nos sigan.

Menciones a Dios

– La biblia nos dice lo bueno que es cuando el pueblo de Dios vive conjuntamente la vida. Debemos dejar nuestras mentes abiertas y buscar la solidaridad. Cuando EE.UU. está viva, nadie la para, no tiene freno.

– Siempre los protegeremos y estaremos protegidos por Dios.

– Todos disfrutamos las mismas gloriosas libertades y todos rendimos homenaje a la misma gran bandera estadounidense. Y ya sea que un niño nace en la zona urbana de Detroit o en Nebraska, bajo el mismo cielo, y reciben la vida por el gran mismo creador.

Donald Trump juró y advirtió: “Se terminó la era de los charlantes, es la hora de la acción”

El capitolio, en el acto de asunción de Donald Trump | AFP
Los políticos y “el pueblo”

– Durante mucho tiempo, en nuestra capital, ha sacado las ganancias del Gobierno mientras que la gente ha llevado el costo de esto. washington ha enriquecido, pero la gente no compartió esa riqueza. Las fábricas se cerraron. El poder político se fortaleció, pero no a los ciudadanos de este país. Sus triunfos no han sido sus triunfos.

Hemos defendido a otros países mientras nos negamos a defender nuestras fronteras.




Donald Trump

– Lo que realmente importa es que nuestro Gobierno esté controlado por el pueblo, el 20 de enero de 2017 será recordado como el día en que el pueblo se convirtió en el gobernador de esta nación, una vez más.

– Hoy no sólo transferimos el poder de una administración a otra: lo estamos transfiriendo desde Washington y se lo estamos dando a ustedes, el pueblo.

Violenta protesta contra Trump: encapuchados y con palos rompieron vidrieras

Los hombres y mujeres olvidados ya no serán olvidados. Todos los están escuchando. Ustedes vinieron para ser parte de este movimiento histórico como no lo ha visto este mundo, nunca antes.

Sobre Barack y Michelle Obama

– Vamos a enfrentar desafíos, calamidades: pero vamos a hacer el trabajo. Quiero agradecer a Obama y Michelle Obama por su ayuda. Han sido magníficos.
Saliente y entrante: Donald Trump, junto a Barack Obama | AP
Así es Donald Trump, el empresario que fue desde Queens hasta la Casa Blanca

Sobre la nación

– La hora de las charlatanerías ha terminado: ahora, es el momento de la Nación. No permitan que nadie les diga que eso no se pueda hacer. No vamos a fracasar. Nuestro país va a florecer y prosperar otra vez. Estamos en el inicio del nuevo milenio, listos para hablar, buscando los misterios del espacio, eliminando enfermedades. Un nuevo orgullo nacional nos va a impulsar: es momento de recordar que es algo que nuestros soldados, sean negros o blancos, todos tenemos la misma sangre roja de patriotas.

El cierre, con el slogan de campaña: “Make America great again”

– Para todos los estadounidenses, desde las montañas hasta las costas, escuchen estas palabras: ustedes nunca serán ignorados, jamás. Su voz y sus sueños van a definir nuestro destino estadounidense. Y su valentía y su amor nos va a guiar siempre en este camino. Juntos vamos a hacer a este país más fuerte, con riqueza otra vez y juntos vamos a hacer que que Estados Unidos sea un país grande otra vez.

No hay comentarios